lunes, 5 de junio de 2017

torta persa | de nueces, cardamomo, rosas y pistachos

Me crucé con la foto de esta torta en instagram, y no pude no hacerla.
No solo la combinación de sabores parecía increíblemente rica, sino la decoración y a la vez sencillez la hicieron grabar en mi memoria.


Mientras analizaba mentalmente que día tenía tiempo de ir al barrio chino a comprar las rositas deshidratadas, mi amiga Ale de Alma Calma me avisó que venía de visita.


Quedamos en ir a tomar un café, que se transformó un un breve encuentro de paradas, mientras me contaba su nueva vida de pocos meses en Catamarca, y me obsequiaba una bolsa... llena de nueces recién cosechadas!


Con ese paquete en una mano, y la agenda mental en la otra, no pude esperar más y fui por las rositas.
Sabía que esas deliciosas nueces eran para esta torta.
La receta original es con almendras, pero si googlean frutos secos persas, las nueces están a la cabeza. Es más, las nueces comunes son conocidas como nueces persas.


Y conseguí las rositas en el barrio chino. No había vuelta atrás. La torta iba a ser de nueces catamarqueñas.
Es una torta super húmeda, por la harina de frutos secos, y muy delicada en sus sabores combinados: agua de rosas, cardamomo, limón y pistachos.


La recomiendo muchísimo. Además no puede ser más sencilla de decorar y más vistosa. Es LA torta para quedar bien.


Torta persa (receta adaptada de Yasmin Khan)

Ingredientes:
Para la torta:
180 gramos de manteca
2/3 taza de azúcar
4 huevos
12 vainas de cardamomo
3/4 taza de harina 0000
2 3/4 tazas de harina de nuez (nueces procesadas)
1 cucharadita de polvo para hornear
Pizca de sal
Ralladura de 1 limón
3 cucharadas de jugo de limón
1 cucharada de agua de rosas

Para el almíbar:
2 cucharadas de azúcar
1 cucharada de jugo de limón
1/2 cucharada de agua de rosas

Para el glasé:
1 taza de azúcar impalpable
1 cucharada de jugo de limón
Pistachos
Rosas rococó disecadas (se usan para hacer té)

Procedimiento:
Para la torta:
1. Precalentar el horno a medio (180° C). Enmantecar o cubrir con papel manteca un molde desmontable de 20/22 cm. Yo la hice en uno de 24, y me quedó una torta más chata y más rendidora. La volvería a hacer así.
2. Batir la manteca con el azúcar hasta obtener una crema. Agregar los huevos de uno hasta incorporar.
3. En un mortero o cuando procesen las nueces, aplastar las semillas de las vainas del cardamomo. La vaina tiene muchas semillitas adentro, eso es lo que debemos procesar.
4. Agregar al batido el cardamomo, las harinas, polvo de hornear, sal, ralladura, jugo y agua de rosas. Mezclar hasta incorporar.
5. Colocar la masa en el molde y cocinar hasta que pinchándola, el cuchillo salga limpio, aproximadamente 40 minutos. Dejar enfriar en rejilla.

Para el almíbar:
6. Mientras la torta se enfría, colocar en una ollita todos los ingredientes y llevar a fuego bajo, hasta que el azúcar se disuelva.
7. Hacer agujeros con un palito de brochette en toda la torta y bañar con el almíbar aún tibio.
8. Dejar enfriar completamente y desmoldar.

Para el glasé:
9. Mezclar el azúcar impalpable con el jugo de limón. Si el glasé es muy espeso, aligerarlo con un poco de agua fría, hasta lograr la consistencia adecuada para bañar la superficie de la torta.
10. Con la torta ya colocada en su plato, cucharear de a poco el glasé, llevándolo del centro a los bordes, para que choree ligeramente.
11. Decorar con pistachos y rosas disecadas y dejar que el glasé seque.

Tip: Las rosas enteras no se pueden comer. Para presentar quedan di-vi-nas. Nosotros usamos la mitad de los pétalos de las rositas de decoración esparcidos sobre las porciones. La otra mitad, adentro de una tetera, con Earl Grey. Excelente idea.

2 comentarios:

  1. Leéme una cosa: agua de rosas no se hace con esas rositas, no? (porque lo único que me falta para hacer esta torta taaaaaan tentadora).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La compras en la farmacia Flor! Las rositas no las necesitas, solo son decorativas (pero taaaaan lindas!)

      Eliminar